Alquila tu auto al mejor precio Los mejores hoteles Vuelos baratos 
 
 Índice >> Historia >> Neogótico
Horario mundial
Mapas del mundo
Municipios España
Países y territorios
Guía de Barcelona
Fotografías
Parques temáticos
Salud del viajero
Convertidor moneda
Actualidad
Viajar con Animales
Incidencias equipajes

 

 
Neogótico

 


Neogótico, corriente artística que se desarrolló entre 1830 y 1875. De inspiración romántica, el estilo neogótico se centró tanto en la construcción de nuevas edificaciones como en la restauración y estudio de las antiguas. Sus representantes pretendían un retorno a la edad de la fe y de la espiritualidad. Entre ellos, cabe mencionar a A. Pugin y G.E. Street (autor de la iglesia de San Felipe y San Jaime, Oxford, y del palacio de justicia, Londres) en Gran Bretaña; Viollet-le-Duc (restauración de la Sainte-Chapelle y de la catedral de París) en Francia, y R. A. Cram y B. Goodhue en Estados Unidos.

Además de construcciones religiosas, este movimiento realizó una importante serie de edificios civiles (los parlamentos de Londres, Budapest y Ottawa; el ayuntamiento de Viena) y numerosos acabados y reconstrucciones de conjuntos arquitectónicos medievales (las fachadas de las catedrales de Barcelona, Colonia y Florencia; la ciudadela de Carcasona). A su vez, el neogótico ejerció una decisiva influencia en los arquitectos A. Gaudí y F.L. Wright y en los movimientos de finales del siglo XIX (Arts and Crafts, en Gran Bretaña; art nouveau, en Francia; Jugendstil, en Alemania, y en otras tendencias modernistas, como la catalana). Entre las múltiples obras neogóticas españolas, destacan la restauración de la iglesia de San Jerónimo, en Madrid (Pascual Colomer); el castillo de Butrón, en Vizcaya (Francisco de Cubas); la iglesia de las Salesas, en Barcelona (J. Martorell), y el seminario pontificio de Comillas, en Santander (J. Martorell).

 


 

 
 

© Turismo a Fondo. Portal turístico mundial que ofrece información indispensable para el viajero Política de privacidad